Gracias por seguirme

lunes, 26 de enero de 2015

Algunas cosas hay que sacarlas del pecho. Si las dejas dentro se hinchan y no te dejan respirar más

La gente que me conoce piensa que soy muy abierta, en realidad soy todo lo contrario. Siento que todo el mundo es diferente a mi cuando la vida me ha demostrado que muy pocas veces lo que ven nuestros ojos, a parte de la naturaleza, es real. Los sentimientos son tan escurridizos como intangibles. Desafortunadamente son mostrados por nuestra parte tangible, lo que nos crea la falsa ilusión de que son tan reales como la boca que los expresa…

Error…

Pero volvemos a mi recelo.

Por qué habría yo de ocultar mis sentimientos en este blog. Este es mi diario, es lo que leeré cuando en el futuro esté preguntándome cómo era mi vida hace 20 años, por qué me cuesta decir cosas como:

TENGO EL CORAZON ROTO
ESTOY TRISTE
ME SIENTO SOLA
ODIO A MI EX
AMO A MI EX
QUIERO SER FELIZ
TENGO METAS ESTANCADAS

Porque me hacen vulnerable. Porque me baja de mi estatus de súper blogger con todo resuelto que viene aquí a abrirle los ojos al mundo para que vivían vidas perfectas y cómo salir de ser dos tonos abajo de alcohólica/bulimica a ser una persona centrada con hijo y trabajo y un moderado gusto por el vodka. A mi me gustaría ser esto, pero no lo soy, estoy perdidísima en esto de ser una adulta igual que a lo mejor… todo el que me lee…

Y quizás de esto mismo se trata esta entrada de diario, de lo peculiar que es cada una de nuestras cabezas, y sin embargo nuestras penas son comunes. Cada quien tiene una huella digital de dolor, el nuestro nunca será exactamente igual al de otra persona, pero eso no significa que debas avergonzarte de ti, que seas extraterrestre por estar triste...

Sobre todo cuando miras a tu alrededor y te dices a ti misma “wao, mira a todas estas personas felices” piensa por un segundo que… tu no estas sola en tus problemas, sean romanticos, económicos familiares, que todos estos rostros felices hacen justo lo que tu: Envalentonarsele a la vida.



Por eso me cuestiono por qué aún cuando tengo esto bien presente me cuesta mostrar vulnerabilidad en este blog. La realidad queda relegada a borrador, y quiero hablar de todo menos de la verdadera yo, por qué?



Besos Realeza!


PD: He nombrado este post con la primera frase del que tengo en borrador y que me inspiró a escribir este por mi recelo a publicarlo... por eso no tiene sentido...

*Edit: Mi querida Autumn Shade no tengo acceso a tu blog, por favor agregame, este es mi mail omgdorian@gmail.com"*

2 comentarios:

Basquiat dijo...

la tristeza nos pone en una isla, lejanos, perdidos, pero seguimos en la tierra.
me encantó leerte

Vampi dijo...

Lo que dices es tan cierto... creo que tal vez porque estamos acostumbradas a estar dejando ciertas cosas de lado. Lo hacemos hasta en el blog pero a mi también me cuesta.lo que te gustaría serlo lo vas a lograr. Muchos besitos linda y ya se van a ordenar las cosas que bien que te abras aca estamos para leernos y alentarnos cuando estemos tristes.
Besos!!